21
Nov

0

Todo lo que necesitas saber acerca de la terapia familiar

Quizá alguna vez has escuchado hablar acerca de la terapia familiar, aunque parece ser que hoy en día nadie realmente explica qué es y la manera que esta puede ayudar a los diferentes miembros de una familia.
Lee este artículo para que sepas más al respecto e identifiques si tu familia necesita ayuda.

¿Qué es la terapia familiar?
Cuando se busca resolver el misterio de las conductas de los miembros que conforman una familia, y también crear conciencia acerca de cómo estas pueden afectar no sólo a ellos mismos, sino a todos y cada uno de los integrantes de una unidad familiar se acude a terapia familiar.
Es por ello que entonces podemos definirla como una psicoterapia la cual dirige un terapeuta o psicólogo que está orientada a todos los miembros de la familia, generalmente únicamente a aquellos que conviven en el mismo hogar.
Es de igual importancia el comprender que el término “terapia familiar” engloba muchas cosas, como por ejemplo la terapia de pareja y también todos los conflictos que se pueda tener con los hijos. Los temas que más se tratan son el duelo, abuso de drogas y alcohol, dificultades eróticas, trastornos de la conducta alimentaria, entre otros.
Para los terapeutas la “familia” no siempre está conformada por personas que tengan relación con-sanguínea. Para ellos representa a todas aquellas personas que estén dispuestas a apoyarse el uno al otro sin importar qué en el plazo de vida que poseen. Es por ello que también amigos muchas veces acuden a ellas.

¿Qué hacer antes de acudir a terapia familiar?
Tomar la decisión de acudir a terapia familiar es un paso importante y admirable, eres tu diciendo que ya basta y algo tiene que cambiar. Pero, ¿qué deseas realmente que cambie?
Es importante que siempre mantengas tus metas realistas, y para ello puedes tener en cuenta lo siguiente:
• Piensa en aquello que consideras que es el factor que debe cambiar en tu familia y tenlo como una meta realista, sin centrarte en lo que otros deben cambiar. Debe ser general.
• Idea formas acerca de cómo tu puedes aportar tu grano de arena para cambiar.
• Ten en cuenta que tú también eres responsable del problema.
• No esperes que todo mejore en un par de semanas, la terapia familiar es un proceso que lleva tiempo, pero, aunque no es sencillo sí que vale la pena.

¿Cuándo sé que debo acudir a terapia familiar?
Toda familia tiene problemas, pero algunos son mucho más sencillos y no requieren realmente de terapia familiar, sino que se preste más atención y se cree un canal de comunicación que ayude a que entre todos puedan plantearse y llegar juntos apoyándose a la solución.
Pero hay situaciones que no pueden solventarse por sí solas, como las siguientes:
• Cuando se tienen problemas financieros y desacuerdos acerca del dinero.
• Dificultades muy pronunciadas entre hermanos.
• Trastornos mentales de algún pariente.
• Cuando se sospecha o se tiene confirmado que uno de los miembros abusa de sustancias o es adicto.
• Duelo a base de la enfermedad o la muerte de un familiar.
Así como estas razones existen muchas más, cada familia tiene sus problemas. Es importante que sepas identificar cuáles son los tuyos para que así sepas si debes o no acudir a terapia.

Ir a la barra de herramientas