16
Ene

0

¿Cómo establecer la rutina de sueño de tu bebé?

Un sueño agradable y tranquilo es el desafío al que se enfrentan muchos padres, y resolver este punto muerto puede ser sencillo, pero es necesario establecer una rutina adecuada tanto para el día como para la hora de dormir, pronto las noches serán más tranquilas para toda la familia.
Muchos padres han recurrido al asesoramiento sobre el sueño materno-infantil, un servicio especializado en el sueño infantil, que ayuda a construir y adaptar una rutina de sueño de calidad para el bebé y para toda la familia.
A partir de los seis meses ya es posible establecer una rutina con buenos hábitos de sueño para los bebés, y el secreto para tener éxito es la repetición de la rutina todos los días.
Una rutina a diferencia de lo que muchos padres piensan, no puede ser enyesada. Necesita flexibilidad. La rutina no tiene reglas, debe construirse junto con la familia, según las necesidades y dinámica de cada uno.
Tanto para la siesta como para el sueño nocturno, es importante que la madre cree un ritual para que el bebé entienda que ha llegado la hora de dormir. Eso causa más allá de la previsibilidad, calma y tranquilidad en el niño.
Muchos padres creen que dormir durante el día es perjudicial para el sueño nocturno, pero la especialista advierte que cuanto más descansado esté el bebé, mejor será su noche de sueño. Las horas de sueño varían según la edad, cuando un bebé es recién nacido, duerme entre 16 y 18 horas al día, y se divide entre día y noche. Al crecer las necesidades del día disminuyen y de la noche aumentan, llegando alrededor de 11 a 12 horas nocturnas con 1 año de edad y 2 a 3 horas de siesta en el día.

Ir a la barra de herramientas