22
Mar

0
En Clínica Jaime I tratamos la alergia primaveral

Alergias primaverales

¿Sufres algún tipo de alergia primaveral?

Millones de personas temen la llegada de la primavera debido a las molestas alergias que siempre le acompañan

Con el final del invierno y la llegada del buen tiempo, es inevitable también hablar de las alergias que sufrimos muchas personas, debido a diferentes motivos.

La alergia no es más que una reacción del organismo humano en respuesta a la entrada de un elemento que el mismo reconoce como perjudicial, ya sea procedente de un alimento, de un animal, o sustancias que se encuentran en el medio ambiente, como el polen. Estas últimas, son las que suelen producir más alergias durante esta época del año.

En la Clínica Jaime I tratamos las alergias primaverales

Las alergias pueden manifestarse en cualquier etapa de la vida, y no tienen por qué ser para siempre. Hay quienes son alérgicos a una sustancia desde su nacimiento, y hay personas que desarrollan , por distintas causas, rechazo hacia las mismas a partir de un momento determinado.

No obstante, existe un componente hereditario que tiene mucha importancia. Las personas alérgicas a determinado componente, suelen contar con familiares cercanos que comparten esa misma alergia, o que sufren patologías crónicas como el asma, rinitis, o atopia.

Principales fuentes de alergia en primavera

En primavera, como decíamos anteriormente, están causadas en su mayoría por la sobreproducción de polen por parte de diferentes plantas. Es la época en la que, tras la decadencia del otoño y el invierno, comienzan a florecer y sen encuentran en auge.
Diversos estudios han determinado que aproximadamente el 20% de la población es sensible al polen de alguna planta, y el contacto con el mismo le produce una reacción negativa que habitualmente se manifiesta en forma de estornudos, picor nasal, picor en los ojos, lagrimeo, aumento de la mucosidad, congestión nasal, o incluso urticarias.

En el territorio español, la vegetación que más problemas de este tipo suele general, son árboles y plantas como los cipreses, los olivos, las gramíneas y las artemisas.

No siempre actúan con la misma intensidad, ya que dependen de factores climatológicos. Los inviernos muy lluviosos y con mucho viento favorecen un aumento de los niveles de polen en la atmósfera y, por tanto, incrementan los casos de alergia primaveral.

Diagnóstico y tratamiento

Dado que es frecuente que se presente durante la etapa infantil, el diagnóstico suele ser realizado por el pediatra o la pediatra. Sin embargo, en personas de edad más avanzada, si hay sospechas de estar padeciendo síntomas de alergia, se recomienda visitar a un/a especialista alergólogo/a que pueda llevar a cabo las pruebas correspondietes. Estas consisten en exámenes cutáneos y analítica de sangre. En casos puntuales, se somete a un contacto moderado con el posible alérgeno, para comprobar la reacción producida por el mismo.

Diagnóstico de la alergias en pacientes

Una vez se tiene claro qué sustancia o sustancias producen la reacción alérgica en el paciente, el/la especialista en alergología explica las medidas a tomar para frenar los efectos, así como para prevenir futuros episodios de alergia.

En la Clínica Jaime I contamos con un departamento de alergología compuesto por profesionales con gran experiencia en este ámbito. Si estás cansado/a de sufrir las molestas alergias primaverales año tras año, es el momento de ponerle solución. Puedes pedirnos información o solicitar cita previa a través de nuestro formulario, o contactar con nosotros llamando al 96 126 27 31.

Ir a la barra de herramientas